Sonorenses de 100 deben ser todos esos jóvenes que hoy en día son un agente de cambio en la sociedad: Francisco Gil

2020-07-06

+ Jóvenes Sonorenses de 100 fue una experiencia inolvidable que abrió mi mente

+ BioDes es una empresa sonorense de distribución de desechables biodegradables

+ La pandemia debe promover la cultura del consume local y apoyarnos mutuamente
+ Esta contingencia traerá una pandemia ecológica con el uso de productos clínicos

+ Hay un interés genuino de los jóvenes hacia el cuidado del medio ambiente, no es moda


Por Alan Castro


Para Francisco Gil, el ser un Joven Sonorense de 100 no se debe limitar a las personas que fueron beneficiadas por una beca, sino que deben de ser todos esos jóvenes que hoy en día son agentes de cambio y están transmitiendo algo positivo a la sociedad.

En entrevista con Nuevo Sonora, Panchito se define como una persona inquieta que le gusta explorar cosas nuevas, es así como estudiando ingeniería mecánica decidió inscribirse a un concurso de innovación tecnológica para tener el primer 100 en su vida.

Ese proyecto ecológico para hacer ladrillos a base de plástico reutilizado sería el mismo que presentaría en la convocatoria del gobierno del estado “Jóvenes Sonorenses de 100”, haciéndolo acreedor a una beca para un curso en la Universidad de Washington Center.

El joven Francisco Gil confiesa que su experiencia en Washington fue inolvidable, pues tuvo la oportunidad de conocer gente de diferentes países y nuevas mentalidades, pero sobre todo esta experiencia le abrió su mente y surgieron nuevas ideas.

Y es precisamente como a su regreso desarrolla la empresa BioDes, la cual se enfoca en la comercialización de todo tipo de desechables cuya principal materia prima son fibras de planta, materiales que se degradan en solo 250 días y sirven como composta. 

BioDes nace en noviembre del 2018 teniendo una aceptación positiva en el consumidor final, sin embargo en establecimientos y restaurantes tuvieron que emplear estrategias de ventas y mercadotecnia para poderlos concientizar sobre el uso de estos productos.

No obstante, Francisco Gil reconoce que con la llegada de la pandemia se han visto afectados, sobre todo porque su mayor venta de productos se enfoca en establecimientos y eventos mismos que han sido cancelados, generando perdidas para la empresa.

Y si bien considera que esta contingencia sanitaria ha formado una cadena improductiva de empresas afectadas, considera que deben aprovechar esos eslabones para apoyarse como empresarios y sobre todo empezar a promover la cultura de consumir local.

Dicho esto, Panchito indica que están preparando una alianza entre varios empresas para apoyar el consumo local, por lo cual en breve se lanzara una convocatoria llamada “De micro a micro”, donde se harán eventos y actividades para apoyarse mutuamente.

“Después de esta pandemia, lo que uno va a querer es darse publicidad o dar a conocer su negocio, pero el problema es que no vamos a tener capital suficiente para pagar publicidad. 

Entonces lo que vamos a hacer es: con tu propio producto darte publicidad”, agrega.

Como empresario ambientalista, Francisco Gil considera que esta pandemia también afectará al medio ambiente, pues si bien todos están preocupados por la crisis de salud y económica, advierte que se viene una pandemia de contaminación.

En ese sentido, señala que nadie está viendo lo que va a traer como consecuencia la utilización excesiva de productos como cubre bocas, guantes de látex, caretas y demás insumos, pues no se está teniendo un control con este tipo de productos.

“Estamos a punto de afrontar una pandemia a través de otra pandemia y no hemos abierto los ojos”, sostiene Panchito, quien señala que el problema no es el material del producto, sino a dónde se va, pues no se le da un seguimiento a la basura generada.

Convencido que el problema no es lo que están consumiendo sino el tratamiento que se le da después de usarlos, indica que debe nacer una nueva forma de ver las cosas ecológicamente, como la separación de basura que vaya más allá de orgánica e inorgánica.

Precisamente hablando del cuidado del medio ambiente, Francisco Gil considera que sí hay un interés genuino de la juventud y las nuevas generaciones, pues están preocupados por el futuro y el mundo que vamos a heredar a nuestros hijos. 

Es por eso que le recomienda a esos jóvenes interesados en el tema que no se cansen de tocar puertas y trabajar en nuevas ideas, que por lo regular son buenas e innovadoras pero muchas veces no salen a la luz por miedo o vergüenza de exponerlas.

Dicho esto, Panchito como joven emprendedor y ambientalista espera que los próximos candidatos del 2021tengan ofertas políticas y propuestas ecológicas y empezar a trabajar en proyectos de limpieza e incluso de reutilización de desechos.  


¿Quién es Francisco Gil?

Soy una persona un poco inquieta, que me gusta explorar nuevas aventuras, lanzarme al abismo, pero siempre con la certeza de lo que se va a hacer, se va a hacer bien. Estudié ingeniería mecánica en Hermosillo y una vez un maestro llegó al salón de clases y dice que el que se inscriba a un concurso de innovación tecnológica va a tener 100 en la materia, ese sería mi primer 100 de toda mi vida. Inscribimos un proyecto escolar para hacer ladrillos a base de plástico reutilizado.


¿Con ese proyecto te hiciste acreedor a la beca de Jóvenes Sonorenses de 100?

Bueno, eso fue en el 2014 y en el 2016 nace la convocatoria. Era un curso de cuatro meses en la Universidad de Washington Center donde te iban a enseñar sobre liderazgo y cómo desarrollar un proyecto o una empresa. Inscribo el proyecto de Mecapet, fui ganador de la beca y estando en Washington me di cuenta que el proyecto era viable y que se podía desarrollar. 


¿Cómo fue la experiencia de estar en Washington?

Fue una experiencia inolvidable, donde conocimos a gente de diferentes países y nuevas mentalidades. Me tocó hacer mi internship como maestro e jóvenes de secundaria en desarrollo y planeación  de proyectos, y el cómo hacerle entender el significado de un proyecto fue algo muy conmovedor y me inspiró mucho como persona. Después de eso desarrollamos el proyecto en 2017, empezamos a producir y a partir de eso nace lo que estamos haciendo en la actualidad.


¿Qué te motivó para entrar en este concurso?, aparte de obtener un 100…

Me motivaron varias cosas, pero la principal motivación fue el crecimiento personal que podía adquirir con esa beca, en esa estadía de cuatro meses y lo que podía absorber en ese internado, y cómo lo iba a aplicar yo en mi entorno, cómo le iba a devolver a Sonora un poquito de lo que me había dado, qué es lo que yo iba a hacer para poder ser una persona positiva y digan que valió la pena. 


En Washington surgen otras ideas y desarrollas el proyecto que hoy te tiene aquí, que es la empresa BioDes, ¿de qué se trata?

Bueno, nos enfocamos a todo tipo de desechables, como platos, vasos, cubiertos y contenedores; la principal materia prima son fibras de plantas, que vienen siendo a base de trigo, maíz, fécula de caña de azúcar y todo ese tipo de materiales. En sí un desechable tiene un periodo de vida útil de no más de 20 o 15 minutos, y después de eso el desechable y tarda 180-200 años en deshacerse. De ahí parte la estrategia de devolverle a la tierra lo que estamos absorbiendo de ella.


Y esos productos que tú estás elaborando, ¿cuánto tiempo tardan en degradarse?

Aproximadamente 250 días, el beneficio de estos productos es que como están 100% hechos de fibra de planta y si se aloja a un mar, un bosque, una selva, ese mismo material sirve como composta y como alimento para algunos animales. Por ejemplo si nosotros echamos un plato de unicel al mar y un pez trata de comérselo, pues es basura que va a generar dentro de su interior, pero si come fibras de plantas pues básicamente se pudiera decir que es algo nutritivo para ese pez, no dañino.


Recientemente se promovió la prohibición de bolsas de plástico y popotes, ¿entras a viendo esta coyuntura o es un proyecto que ya venías trabajando?

Es muy interesante, aquí hago un ensamble de cuando estaba haciendo Mecapet porque  trabajábamos en conjunto con varios hoteles, restaurantes y bares, quienes nos donaban el plástico y nos dábamos cuenta que nos donaban cubiertos, platos y popotes pero ese tipo de productos no nos servía como materia prima para desarrollar los ladrillos. Entonces, ahí decidimos enfocarnos en todo tipo de desechables de un solo uso y nace la oleada contra los sistemas que ya están acostumbrados a un tipo de producto.


¿Cuánto tiempo lleva formalmente esta empresa y cómo lo han recibido los sonorenses?

BioDes nace el 7 de noviembre del 2018, empezamos buscando mercado, al principio nos dimos cuenta que la aceptación de la gente era positiva pero me refiero al consumidor final, pero lo que viene siendo establecimientos, restaurantes  y todo eso, era un: “¿cómo voy a ofrecer un producto más caro de lo que estoy acostumbrado?”. Ahí empezó la estrategia de venta y mercadotecnia donde nosotros les decíamos a los restaurantes, “ofrece a tu cliente este tipo de producto sin desaparecer los convencionales”.

Entonces a lo mejor a muchos de ustedes les tocó ir a un restaurante donde decían: tenemos un contenedor por 5 pesos más que es 100% biodegradable, había gente que decía que sí  y otra que no. La ventaja de esto es que fue algo tangible, que si lo llegamos a ver y esa fue la estrategia de venta inicialmente. 


Como toda empresa esta pandemia vino a pegarle duro, ¿cómo se han adaptado?

A todos los microempresarios nos ha afectado en algo muy peculiar, por ejemplo, nosotros como distribuidores y comercializadores de desechables, nuestra mayor venta de producto es para fiestas y eventos, entonces al momento de cancelar ese tipo de reuniones pues nos afecta como empresa y todo eso viene encadenado, si mi cliente no vende, no me compra y yo no le compro a los proveedores. Entonces se va yendo una cadena y van armando eslabones donde tenemos que apoyarnos como empresarios y empezar a consumir local.


Se está preparando una alianza entre varias empresas y sociedad para apoyar el consumo local en este tema…

Así es, nosotros como BioDes estamos trabajando para lanzar una convocatoria que se va a llamar “De micro a micro”, donde nos vamos a apoyar entre microempresarios haciendo eventos. Después de esta pandemia, lo que uno va a querer es darse publicidad o dar a conocer su negocio pero el problema es que no vamos a tener capital suficiente para pagar publicidad. 

Entonces lo que vamos a hacer es: con tu producto date publicidad. Vamos a armar una cadena esperemos suficientemente fuerte, donde de micro a micro vamos a estarnos apoyando para poder llevar a algunos eventos a colonias, casas, parques, donde vamos a estar donando o haciendo actividades que den publicidad a nuestro producto.


Tú como empresario ambientalista, ¿cómo crees que afecta esta pandemia al medio ambiente?

Bueno, ahorita estamos todos aterrorizados por la pandemia y por todo lo que conlleva, utilizando cubre bocas, guantes de látex, caretas y todo eso pero no estamos viendo lo que va a traer como consecuencia en el mañana y lo que este tipo de productos van a contaminar a nuestro planeta. Ahorita no estamos  teniendo control de lo que conlleva este tipo de productos ante la pandemia, es decir, estamos a punto de afrontar una pandemia a través de otra pandemia y no hemos abierto los ojos. 


¿Qué le recomiendas a esos nuevos productores de insumos para la contingencia sanitaria para mitigar un poco esa pandemia que se viene?

El problema en sí no es el material del producto, sino a dónde va. Si nosotros estuviéramos concientizados para darle un seguimiento a esa basura que generamos, no sería dañino para  el medio ambiente. El problema no es que lo estamos consumiendo, no estamos cuidando el producto después de usarlo. 

Entonces a partir de esto tiene que nacer una nueva forma de ver las cosas ecológicamente donde si antes nosotros separábamos nuestra basura como orgánica e inorgánica, ahora lo que vamos a tener que hacer también es separar la basura y los desechos de cubre bocas, guantes y todo eso para darle un almacenado fijo y que no se vaya a mezclar con otro tipo de productos.


El cuidado al medio ambiente, las energías limpias, el tema de la ecología, ¿es moda o sí es realmente un interés genuino de la juventud?

Yo lo vería más como un interés genuino porque los jóvenes de ahorita están preocupados por lo que viene, han estado habiendo efectos como altas temperaturas, incendios, tsunamis, terremotos, entonces todo eso implica que un joven crea una preocupación por su futuro y qué mundo vamos a heredar a nuestros hijos, cómo podemos hacerle para que todo esto disminuya.


¿Cuál es la recomendación a esos jóvenes que les interesa el tema pero que no encuentran un medio para poder trabajar en ello?

Les recomiendo que no se cansen, que sigan tocando puertas y cualquier persona a la que se puedan acercar se acerquen sin miedo, tocar la puerta y sentirse con la confianza de que si nos quieren preguntar algo como BioDes, que se acerquen, que empiecen a trabajar en ideas. Porque hay ideas muy buenas de jóvenes que muchas veces no salen a la luz porque les da pena, pero son ideas muy buenas e innovadoras, entonces hay que empezar a rescatar esas ideas y empezar a hacerlas desde ya.


Hablando del tema de juventud, ¿hay muchos jóvenes sonorenses de 100 actualmente?

Claro que sí, los jóvenes sonorenses de 100 no solamente se tienen que basar en  las personas que fueron beneficiadas de la beca, sino tienen que ser todos esos jóvenes que son hoy en día un agente de cambio, que estén transmitiendo a la sociedad algo positivo.


Eres un joven muy inquieto, ¿cómo la ves a la política en estos momentos?

Sinceramente no soy una persona que le apasiona la política, pero me apasiona ayudar, me apasiona sumar, hacer equipo y aprender de los demás. Mi pasión en sí es eso, rodearme de gente más inteligente que yo porque francamente lo que he aprendido lo he aprendido por el entorno que me ha rodeado. La política para mí es crear un bien común donde se pueda ayudar y donde se pueda dar un poco de lo que han recibido los demás.


Vienen elecciones en 2021, ¿qué esperarías como joven emprendedor y ambientalista de los candidatos y ofertas políticas?

Que se trabaje en la ecología, en proyectos verdes, en limpieza de humedales y arroyos, en reforestaciones, que se trabaje en la fauna, en la flora, en la basura que se concentra. Y no solo preocuparnos por lo que hoy en día nos hace daño, sino qué es lo que nos va a hacer daño en unos años, es hacia allá donde tenemos que ir nosotros e implementar desde ya proyectos de limpieza e incluso de reutilización de los mismos deshechos.


¿Cómo han sido tus inicios en política?

Inicié en la política en el año 2018, siendo parte del equipo de Ernesto de Lucas, entonces candidato por la alcaldía de Hermosillo Sonora.


¿Cómo conociste a Ernesto De Lucas?

Lo conocí en el año 2016 formando parte del programa Jóvenes Sonorenses de 100, dicho programa fue lanzado por la Secretaría de Educación, siendo Ernesto de Lucas el Secretario de Educación en el año 2016.


¿Qué representa para ti trabajar con Ernesto De Lucas?

Aprendizaje, liderazgo, crecimiento personal y formación de equipo. En lo personal trabajar con Ernesto de Lucas es una experiencia de crecimiento personal impresionante principalmente por la forma de ser de él, un se humano muy humano, un político dinámico, creativo e innovador, trabajar con él es adquirir aprendizaje día con día y sobretodo aprender a trabajar en equipo y crear equipo, nos enseña y nos demuestra que hay que sumar a nuestras vidas personas más inteligentes que uno mismo ya que eso es el motor de nuestro crecimiento personal. Es una persona de la cual se puede confiar  y sobre todo trabajar de manera dinámica y divertida.


¿Qué le has aprendido a “El Pato”?

Al Pato le he aprendido liderazgo, es un líder que te enseña con hechos.

Le he aprendido las formas de trabajar y colaborar en equipo, nos ha enseñado que dentro de su equipo todos somos iguales, no existen envidias ni creencias de superioridad, él nos enseña a ser y hacer equipo.

Me ha enseñado a relacionarme desde el cómo hacerlo, y estrategias para poder hacerlo, siempre demostrando el interés personal de aprender sobre las demás personas.


¿Cómo viviste la campaña del 2018?

Una experiencia perfecta, ya que además de aprender a convivir con personas del entorno y de su equipo, aprendí demasiado de cómo ser equipo y líder para él.

La campaña del 2018 cambió mi forma de ser, a partir de ahí puedo decir que soy una persona que le gusta compartir y pensar más en los demás que en uno mismo ya que El Pato tiene esa gran virtud, primero los demás y después uno !! Eso nos lo demuestra día con día.


¿Qué sueños tienes hacia delante en la política?

El sueño dentro de la política no lo podría interpretar como meta, ya que para mí uno de mis mayores objetivos y meta personal es poder ayudar a las demás personas y sobre todo hacer conciencia en los jóvenes para que también lo hagan, ya que la juventud hoy en día solamente piensa en méritos y recompensas propias pero no se trata de eso.

Poder compartir mis conocimientos, experiencias y aprendizajes con otras personas hace posible crear una alianza juvenil de liderazgo que es justo lo que necesita la sociedad.

Para mí la política es una plataforma visible de la cual puedes compartir tus conocimientos y lo sobretodo es hacer público los beneficios que puedes aportar a la sociedad.

Yo me he preguntado varias veces sobre cuál es mi objetivo dentro de la política y mi objetivo no es ser político como lo conocen actualmente, si tuviera la oportunidad de serlo sería para aportar métodos positivos para apoyar y ayudar a los que necesitan y los que desean ayudar.


¿Qué opinas de la actual administración municipal de Hermosillo?

Siento que las personas que están a cargo de Hermosillo, no tienen experiencia y no escuchan al pueblo, actúan sin saber lo que realmente el pueblo requiere. Les falta sumar aliados y hacer equipo.


¿Cuáles con tus pasatiempos o hobbies?

Mi mayor pasatiempo y pasión es correr carros, desde que nací tengo una pasión por los autos porque mi papá siempre ha estado en ese deporte,  yo me empecé a involucrar a mis 14 años de edad con mi primer carro de carreras en 1/4 de milla.

Actualmente he corrido dentro de México y Estados Unidos con diferentes campeonatos nacionales dentro de mi categoría. Obteniendo primeros lugares en Estados Unidos como único representante Mexicano.


¿Cómo te imaginas Hermosillo en los próximos 6 años?

Un Hermosillo dinámico, cómodo para vivir con ciudadanos de convivencia , un Hermosillo sano y, lo más importante, dirigido por un líder que sepa qué es Hermosillo y sepa qué es lo que necesita hermosillo.


¿Qué aconsejarías a los jóvenes que quieren entrar a la política?

Que principalmente vean sus objetivos y metas que tienen no para ellos mismos, sino para un entorno del cual podrían formar parte. Que no se dejen llevar por las influencias de los demás y siempre traten de ser el mejor no por decirlo, sino por hacerlo. Hagan equipo y no se fijen al color que pertenecen, que se fijen en qué es lo que quieren para mejorar el entorno en el que vivimos.


¿Te consideras un joven politico?

El sigificado de politica para mí, en lo personal es: líder público y positivo que ve las necesidades de los demás y ve la manera de poder ayudar sin recibir ni esperar nada a cambio.Teniendo claro el significado de la política desde mi punto de vista, sí, sí me considero un joven politico.

Siendo honesto, jamas me imaginé trabajar dentro de la política ya que yo estudié Ingenieria Mecánica, pero ser un ingeniero dentro de la política atrae muchos beneficios ya que no ves la política de una manera cerrada a como muchas personas lo ven.

Soy un joven emprendedor que actualmente tengo mis proyectos y negocios los cuales son mi mayor y principal motivacion.

El ser un joven emprendedor es ser un joven que le gusta iniciar, empezar, crear y constuir algo nuevo, si contemplamos la política en mi vida como joven emprendedor para mí es empezar algo nuevo con mentalidad diferente a la que se acostumbra en el ambiente político. Empezar a construir puentes de alianza y jovenes líderes y emprendedores que les gusta servir a los demas.