Rosario Quintero busca la protección política de Durazo

2020-05-13

Por medio de un ex empleado del Ayuntamiento de Navojoa, María del Rosario Quintero Borbón, ha buscado a como dé lugar comprar impunidad ante la serie de denuncias y procesos de investigación que llevan su curso en diferentes instancias.

 

Se presume que la estrategia de la alcaldesa de Navojoa es tener la protección política del Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana del Gobierno Federal, Alfonso Durazo Montaño, para frenar todo juicio en su contra, tanto político como penalmente.

 

Según información derivada de una investigación periodística, Abdiel Ulises Apodaca Borbón, ex Director de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Navojoa, sigue recibiendo depósitos bancarios a cambio de generar un acercamiento con el secretario Alfonso Durazo.

 

Si bien Ulises Apodaca presentó su renuncia el mes junio del 2019, a través del Organismo Operador de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento de Navojoa sigue recibiendo depósitos derivados de recursos públicos por supuestos favores políticos.

 

Ulises Apodaca actualmente labora en la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, que precisamente encabeza el sonorense Alfonso Durazo Montaño, también líder moral y político del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) en el estado de Sonora.

 

Según la información publicada en la columna Tras el Biombo, Rosario Quintero en sus visitas a la ciudad de México busca recurrentemente el contacto con Ulises Apodaca para que este facilite una cita o encuentro fortuito con el secretario nacional de seguridad.

 

Sin embargo han sido todos intentos fallidos, ya que el propio navojoense Ulises Apodaca, aun recibiendo “moches”, ha evadido a Rosario Quintero pues entiende que sería un exabrupto político acercar a la señalada alcaldesa con el secretario Alfonso Durazo.

 

Si bien se presume que las fichas de deposito fueron filtradas por la propia alcaldesa, derivado de un ejercicio de investigación periodística se ha podido confirmar el nombre y las cuentas donde se hacen los depósitos bancarios desde hace más de ocho meses.

 

El propio Abdiel Ulises Apodaca Borbón, a través de redes sociales, desmintió haber recibido apoyos económicos del Ayuntamiento de Navojoa o prestarse a componendas con autoridades locales, sin embargo las fechas de los depósitos lo dejan en evidencia.

 

“Trabajé en Navojoa en el área de Recursos Humanos pero renuncié al cargo y solo recibí el salario correspondiente a mi puesto. Desde hace más de ocho meses no guardo ninguna relación con la alcaldesa ni sus colaboradores”, agrega el ex director municipal.

 

Es importante señalar que Ulises Apodaca en su paso por la administración fue señalado por un ilegal aumento salarial y el extravío de documentos oficiales, esto en una de las cuantas auditorias realizadas por el Instituto Superior de Auditoria y Fiscalización de Sonora.

 

Y es precisamente el ISAF quien hizo una serie de observaciones en contra del ex director de Recursos Humanos en el caso de pago de horas extras inexistentes, mismas que derivó una denuncia de falsificación de firma de la ex directora del Implan, Marianela Bernolinni.

 

Según algunas fuentes confiables aparentemente el propio Alfonso Durazo Montaño no se encuentra enterado de la solicitud de audiencia promovida económicamente por la alcaldesa de Navojoa, así mismo indican que sería una rotunda negativa de su parte.

 

Para nadie es un secreto que Alfonso Durazo es el puntero en las preferencias electorales rumbo a la sucesión estatal del 2021, por lo cual sería un error que se le involucrara con la alcaldesa con más carpetas de investigación abiertas en el estado de Sonora.

 

Pues el desprestigio de la alcaldesa María del Rosario Quintero Borbón de Escoboza ha permeado más allá de su persona, familia y administración municipal, al grado de ser un pasado lastre para Morena y la transición de la cuarta transformación en la entidad.

 

Siendo hoy por hoy el gobierno municipal de Navojoa la antítesis del proyecto de nación del presidente Andrés Manuel López Obrador, al ser una administración plagada de supuestos actos corrupción, nepotismo y represión, incapacidad e ingobernabilidad.

 

Según la investigación de varios periodistas del sur del estado, Rosario Quintero busca inmunidad ante las diversas denuncias interpuestas en diferentes instancias locales como la Contraloría del Estado, el ISAF, Fiscalía Estatal Anticorrupción y Congreso del Estado.

 

Precisamente en reciente entrevista realizada al Fiscal Anticorrupción, Odracir Espinoza, explicó que en los próximos meses se dará un veredicto al caso Navojoa, el cual se presume no será nada favorable para la alcaldesa y funcionarios involucrados en actos de corrupción.

 

Así mismo, es cuestión de tiempo para que la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales del Congreso del Estado de Sonora, analice y dictamine el juicio político en contra de la alcaldesa, el ex secretario del ayuntamiento y el tesorero de Navojoa.  

 

Por si fuera poco, el propio Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, ordenó a la Fiscalía General de la República, atender la denuncia en contra de Rosario Quintero Borbón, por supuestos actos de corrupción y malversación de fondos.

 

Es de dominio público la desesperación de la alcaldesa de Navojoa por comprar impunidad, pues los propios diputados locales y regidores de Morena han dado la espalda a la munícipe tras los recurrentes escándalos de corrupción de la actual administración municipal.

 

La propia coordinadora del Grupo Parlamentario de Morena en el Congreso de Sonora, Ernestina Castro Valenzuela, ha impulsado el juicio político promovido por regidores de diferentes partidos políticos contra la alcaldesa que derive en su desafuero.

 

Por su parte el Dirigente de Morena en Sonora, Jacobo Mendoza Ruiz, respetuoso del debido proceso, se ha mantenido al margen del caso Navojoa, esperando el dictamen oficial de las instancias competentes para hacer algún posicionamiento al respecto.

 

Sin embargo en reciente entrevista con Nuevo Sonora, señalo que no mete las manos al fuego por la alcaldesa sino por la legalidad, indicando que Morena no solapará ningún acto de corrupción, pues vienen a combatirla y nadie puede evadirse de esa responsabilidad.

 

Mientras que la Comisionada de Morena en Navojoa, Miriam Márquez, se deslindó categóricamente del gobierno municipal de la alcaldesa Rosario Quintero ante los señalamientos de corrupción de Oomapas realizados por el ex director administrativo.

 

Si bien Alfonso Durazo no ha recibido en ningún momento a la alcaldesa de Navojoa, Rosario Quintero ha aprovechado en dos ocasiones después de alguna evento para tomarse fotos en la banqueta con el Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana.

 

Se tiene registro de un par de fotografías juntos un 7 de noviembre del 2018 y un 26 de junio del 2019, cuando por cortesía más personal que política el propio Doctor Alfonso Durazo ha accedido a tomarse fotos con la polémica munícipe del Mayo.